Cefaleas: clasificación, diagnostico y tratamiento

Uncategorized 489 Visitas

El dolor de cabeza o también conocido bajo el nombre de cefaleas es uno de los trastornos más comunes que afecta al sistema nervioso y que presenta la población en general.  Estadísticamente afecta a un 47 % de la población adulta, quienes reportan en algún momento haber tenido un dolor de cabeza. 10% refiere haber padecido o padecer migraña, mientras que el 4% de las personas en edad adulta en el mundo presenta dolor de cabeza cada 15 días, es decir dos veces en el mes. Sus causas son variadas y en un problema de salud mundial que se presenta en todas las personas sin distribución prioritaria por sexo.

Existen diferentes tipos de cefaleas o dolor de cabeza y esto se diferencian entre sí por sus características particulares. Los síntomas que la acompañan, la localización, la irradiación o no, el tiempo de duración, su relación con la ingesta de alimenta, estrés u otros problemas hace que uno y el profesional de la salud médico, pueda establecer y diferenciar de qué tipo de dolor de cabeza estamos hablando y cuál es el que afecta a la persona que lo padece.

Entonces hablemos de la clasificación de las cefaleas o dolores de cabeza:

Clasificación

Tipos de cefaleas

  • Cefalea o dolor de cabeza de rebote
  • Cefalea tensional
  • Migraña común
  • Cefalea en brotes

Cefalea o dolor de cabeza de rebote: Esta afección se caracteriza por ser causada por el consumo crónico y excesivo de analgésicos para combatir el propio dolor de cabeza. Los síntomas con los que se presenta este están dados por el típico dolor de cabeza de variada duración y localización, asociado a la presencia de náuseas y vómitos y que por lo general se manifiesta al despertar de manera más intensa.

  • Cefalea tensional: este tipo se genera porque los músculos del cuello y del cuero cabelludo se tensionan o se contraen. Tiene estrecha relación con el estrés, depresión, traumatismos craneales y ansiedad. Los síntomas que se presentan están dados por la opresión localizada de manera circular o en banda, como bincha alrededor de la cabeza y asociado a la tensión en el cuero cabelludo, sienes, cuello y hombros. Este tipo de cefalea por tensión muscular se caracterizan por presentarse de manera intermitente o con una sensación de tirantez en la parte posterior de la cabeza.
  • Migraña común: esta, se genera por la activación de un mecanismo encefálico que conduce a la liberación de sustancias inflamatorias y causantes de dolor alrededor de los nervios y vasos sanguíneos. Los síntomas con los que se manifiesta son: dolor moderado o intenso de cabeza, que puede estar de un lado, de manera pulsátil, que empeora con la actividad física y que puede extenderse en duración por horas hasta días. Además puede verse acompañado de nauseas. Se inicia por lo general a nivel del ojo o en su alrededor y la región de la sien, acompañado de pulsaciones, náuseas y vómitos.
  • Cefalea en brotes: ocurre cuando hay una liberación súbita o brusca de histamina o serotonina. Se puede desencadenar por el consumo de alcohol y tabaco, también por el calor acentuado, grandes alturas o por algún esfuerzo. Los síntomas que lo ponen en evidencia son la presencia de dolor intenso alrededor de un ojo y que se irradia alrededor de la cara. A nivel del ojo afectado se observa enrojecimiento e incluso lagrimeo, acompañado de goteo nasal o por el contrario fosas nasales obstruidas.

También podemos hablar de cefaleas, en el contexto de diversas causas, tales como:

  • En cúmulos o racimos: se presentan en episodios de una hora y de manera unilateral a nivel de la cabeza, donde dan hinchazón y destilación nasal.
  • Por presión arterial elevada: es pausado. Hay palpitaciones y dolor en la parte posterior o superior de la cabeza.
  • Por glaucoma o eritis: generalmente surge en la frente o a nivel de los ojos.
  • Por alteraciones en los senos paranasales: es agudo y empeora con el trascurso de las horas del día.
  • Por tumor cerebral: un dato típico es que se caracteriza por ser intermitente con debilidad asociada.
  • Por infección cerebral u absceso: generalmente es punzante
  • Por inflamación de las meninges
cefaleas

Habiendo establecido cuales son los diferentes tipos de cefaleas y diagnosticadas las mismas por un médico, se deberá instaurar un tratamiento acorde a cada una de estas. El tratamiento entonces, dependerá del dolor e intensidad y del tipo. Entre los fármacos empleados e indicados en líneas generales encontramos a los beta bloqueantes, antidepresivos, analgésicos, antiinflamatorios acompañados de técnicas de relación corporal y una dieta equilibrada.

Por otra parte debemos tener en cuenta que el 95% de los dolores de cabeza son provocados por condiciones comunes tales como estrés, fatiga, falta de sueño, hambre, cambios hormonales, el clima, o la falta de cafeína, en lugar de una anormalidad o enfermedad. Sin embargo, siempre se debe consultar al médico en caso de que los mismos sean frecuentes, intensos o invalidantes. En caso de que presentes dolor de cabeza con fiebre y rigidez de cuello, dificultad para hablar o al caminar, convulsiones, sensación de un golpe, confusión o pérdida de conciencia, dolor de oído o que no se quita en los días subsiguientes consultar de manera inmediata al médico.

Estadísticamente podemos mencionar que el 50% de las personas experimentan dolor de cabeza una vez al mes, el 15% tiene dolor al menos una vez a la semana y un 5% experimenta dolor a diario.

Por ultimo haremos hincapié en el diagnóstico diferencial entre migraña e infarto cerebral, dos patologías que cursan con cefalea, donde una de ellas es muy grave. La migraña se presenta con dolores recurrentes de cabeza, náuseas, vómitos, sensibilidad a la luz, sonidos y olores. Además se manifiesta con dolores palpitantes de un lado de la cabeza, un aura o destellos antes del inicio del dolor, entumecimiento de brazos, piernas o cara y por lo general se da en personas jóvenes.Por su parte, el infarto cerebral, se caracteriza por ser un dolor de aparición repentino e intenso, con debilidad o entumecimiento en una mitad del cuerpo, alteraciones del habla, problemas de comprensión, alteraciones visuales, mareos, pérdida del equilibrio, confusión, presentándose generalmente en adultos mayores.cefaleasMás allá de estos datos generalizados siempre consulta con el profesional de salud, medico, de confianza con el que te trates a fin de poder establecer un correcto diagnóstico y tratamiento adecuado e individual acorde a la afección que estés cursando.Espero que te haya sido útil toda esta información brindada y que pueda ayudarte en caso de que presentes dolores de cabeza aislados, recurrentes o frecuentes. Recordar no todo dolor de cabeza debe ser una enfermedad en si o alteración estructural, pero tampoco no todo dolor de cabeza, es meramente una simple tensión muscular. Consulta con tu médico, que es quien puede ayudarte profesionalmente.

Compartir

Comentarios